¿Reciclar es suficiente?

¿Reciclar es suficiente?

No es un secreto para nadie que el cambio climático a causa de la contaminación se acelera año tras año. Durante mucho tiempo reciclar ha sido una de las banderas del ecologismo para frenar el cambio climático, pero muchas personas se preguntan ¿reciclar es suficiente? La respuesta a esto puede ser un contundente no. Si bien reciclar es importante, no todas las cosas que se desperdician se puede recuperar o reutilizar, por lo que sigue habiendo una gran cantidad de desperdicios, así que además de reciclar se deben implementar otros hábitos como la reducción en la producción y la disminución en el consumo de productos que no son esenciales.

¿Por qué reciclar no es suficiente?

Muchos creen que reciclar es suficiente y que esta es la principal forma de ayudar al medio ambiente, sin embargo, hay muchas otras cosas que se pueden hacer y reciclar no se encuentra entre las primeras. En términos generales, la reducción es mucho más efectiva que reciclar. La reducción, tanto en el consumo como en la producción, pues actualmente es prácticamente imposible reciclar el volumen de productos que se producen diariamente y que posiblemente terminarán en algún cesto para basura.

Por eso, si se desea hacer un cambio considerable, lo ideal es reducir el consumo, de modo que al disminuir la demanda las grandes empresas se vean en la obligación de disminuir su producción a un nivel más amigable con el planeta. Lo que es bastante difícil, debido a que no sería factible para ninguna empresa fomentar la reducción del consumo voluntariamente, estas serían acciones que deberían provenir de un gran número de personas simultáneamente para que se pueda generar un cambio notable.

La reducción en el consumo es bastante fácil, consiste en adquirir menos cosas que no son esenciales y adquirir productos reutilizables y duraderos.  Esta actividad además de ser amigable con el planeta, también es una buena alternativa para ahorrar algo de dinero.

¿Reciclar es suficiente?

Reciclar sigue siendo una actividad esencial para ayudar al planeta

A pesar de todo, reciclar es una actividad que sigue siendo muy importante y jugará un papel muy importante en el futuro. Ya que de seguir el ritmo de producción actual, el planeta no podrá seguir brindando la materia prima necesaria. Razón por la que se debe reciclar la mayor cantidad de materia prima. Así que se tendrán que crear estrategias a gran escala para reciclar la mayor cantidad de materia prima necesaria para suplir todas las demandas.

¿Qué se puede hacer?

Ahora que sabemos que es errado pensar que reciclar es suficiente, a continuación, hay algunas prácticas que debemos adoptar las cuales son muy útiles para reducir el consumo y reducir nuestra huella en el planeta

Seguir la jerarquía multierre

Este concepto puede que resulte familiar, también se le conoce como las 3 R`s, reducir, reusar y reciclar, consiste en reducir el consumo, reutilizar o darles un nuevo uso a las cosas en vez de desecharlas y si ya no se puede hacer nada más con ellas, reciclarlas.

Buscar un cambio de mentalidad

El cambio en la mentalidad debe ser el primer cambio que se haga si se quiere ser más consiente con el medio ambiente, pues sin eso será imposible hacer los cambios necesarios. Se debe hacer un autoanálisis para descartar todos aquellos consumos innecesarios, replantear cuáles son sus verdaderas necesidades y ser mucho más consiente a la hora de hacer las compras.

Poner en practica la economía colaborativa

Es común que las personas tengan la idea de que reciclar es suficiente, cuando la mentalidad que deberían tener es la de reducir el consumo y una buena forma de hacer esto es con la economía colaborativa. Si te encuentras en una comunidad ecologista o cuentas con amigos o familiares que tienen el mismo objetivo de reducir su huella en el planeta, pueden practicar el préstamo o intercambio de recursos. También puedes hacer uso de los bienes públicos o alquilar en vez de comprar.

No malgastar recursos

Ya que reciclar no es suficiente por sí solo, también es importante cuidarse de malgastar los recursos que se tienen, comprando solo los necesarios, reparar los que se dañan si es posible y prolongando el mayor tiempo posible la vida útil de cada producto o recurso, porque mientras menos se malgaste, menos desechos se producirán.

Practicar el consumo responsable

A pesar de todo lo que hagamos, siempre tendremos la necesidad de conseguir cosas nuevas, y como reciclar no es suficiente, se tiene que poner en práctica el consumo responsable ¿en qué consiste el consumo responsable? Consiste en que seamos conscientes a la hora de comprar, que busquemos siempre los productos más duraderos, y a su vez analizar cada una de sus características, incluso si viene de una empresa responsable comprometida con el medio ambiente o no.

Presionar a las administraciones y empresas a realizar cambios

No solo los ciudadanos promedio suelen pensar erróneamente que reciclar es suficiente, sino que muchos líderes, políticos, administradores y empresarios también lo creen, por lo que no toman medidas para generar un cambio a gran escala. Por esta razón es deber de la ciudadanía presionar para que todas las personas en cargos públicos y altos cargos ejecutivos de las empresas tomen las medidas pertinentes como la promulgación de leyes que obliguen a realizar cambios en la forma en que se manejan las cosas.

Evitar los productos desechables

Diariamente miles de toneladas de desechos terminan en los mares, ríos, bosques, entre otros, en vez de llegar a los vertederos o ser reciclados. Una de las formas en que podemos colaborar para disminuir la cantidad de desechos es consiguiendo productos reutilizables en vez de productos que utilizaremos una vez y tendremos que descartar.

Reducir el consumo de productos importados

Muchos países y empresas mantienen la idea de que reciclar es suficiente, o peor aún, ni siquiera lo consideran, por ello, para evitar financiarlos, se debe evitar consumir sus productos a modo de que se vean presionados para cambiar. Así que cada vez que se compre algún producto se debe ver bien cuál es su país y empresa de origen para asegurarse de que cumplan con los estándares medio ambientales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: