Aristóteles: vida, obra, filosofía y política

Aristóteles

Aristóteles fue un filósofo reconocido, uno de los más grandes pensadores de la historia griega. Fue el responsable de realizar importantes aportes a diferentes áreas del conocimiento, específicamente en ciencia, lógica y filosofía. Asimismo, se destacó por ser un excelente escritor. Por ello, se contabilizan de su autoría una inmensa cantidad de tratados.

Las clases que impartía abarcaban distintos temas, casi todas eran dictadas en los jardines y expuestas a la naturaleza. Por esta razón, hasta el presente se considera como una de las personas más brillantes de la humanidad.

Los inicios de Aristóteles

En el año 384 a.C, nació Aristóteles, en la ciudad de Estagira, cerca del monte Athos, actualmente la Macedonia griega. Su padre era el médico del Rey, conocido como Amintas III de Macedonia, y su nombre era Nicómaco. Por ello, el filósofo tenía unos fuertes lazos que lo relacionaban con la corte real. No solamente su progenitor fue médico, sino que también lo fueron sus antepasados. Es por esto que se considera que viene de una numerosa dinastía de apasionados por la medicina.

Imagen de Wikipedia

En el periodo de 367 a 366 se trasladó hacia Atenas, con el propósito de comenzar sus estudios. Desde ese momento, se logra convertir dentro de la academia en uno de los más grandes discípulos de Platón. Al morir su maestro, Aristóteles contaba apenas con treinta y ocho años. Luego, comenzó a ejercer como tutor de Alejandro Magno y forma su propia escuela, en esa misma ciudad.

La política según su punto de vista

Para Aristóteles el principal objetivo de la vida era lograr alcanzar la virtud. Según su criterio, de esta forma se lograría una existencia netamente contemplativa.  Con respecto a la política, consideraba que el ser humano tiene el deber de elevar la voz en su comunidad. Asimismo, señalaba que la política viene dada de la ética de quienes la ejercen. En este sentido, según su apreciación, en este campo solo tiene validez la palabra de quien imponga su argumentación.

De esta manera, se aplican las leyes en las comunidades y tendrán que ser respetadas y asumidas por el colectivo. El filósofo dividió la política de la siguiente forma:

Monarquía

Se relaciona al poder que solo tiene una sola persona, esta era la más virtuosa.

Aristocracia

El Gobierno era ejercido por unos cuantos mandatarios, y solo se permitía los que demostraban ser ejemplares.

República

Considerada como la mezcla de la democracia y oligarquía.

La economía, según Aristóteles

El filósofo se refería a la economía como una administración de los recursos en la casa y el hogar. Compartía el concepto de la palabra griega crematística (riqueza), planteada por Tales de Mileto. Sobre todo, porque consideraba que existían diferencias entre la economía y la posesión de la riqueza, desde su punto de vista ético filosófico.

Obras más resaltantes de Aristóteles

En compañía de Platón, Kant y Sócrates, Aristóteles fue uno de los pensadores más destacados de la historia. A lo largo de toda su vida escribió más de doscientas obras, de estas, solo se han podido recuperar treinta. Son mínimas las ramas que no fueron estudiadas por el personaje. No obstante, en las que más se destacó, fue en la lógica. Razón por la que es considerado padre y fundador.

Hasta la actualidad, se hace referencia a la lógica aristotélica. Por consiguiente, se afirma que se trata de un estudio resaltante y sin semejanza alguna. En este campo se destacó principalmente por sus conocidos silogismos. En concreto, dos premisas que producen conclusiones distintas. Entre las obras más importantes se pueden mencionar:

  • Todos los hombres son mortales.
  • Todos los griegos son hombres.
  • Por lo tanto, todos los griegos son mortales.

Su vida fuera de la academia

Después de que muere Platón, en el periodo 347 a. C. Aristóteles viaja para Aso y Atarneo. Estando allí, se fue a casa de su  amigo Hermias, en donde vivió por tres años aproximadamente. Al morir su amigo, se dirige hacia la isla de Lesbos, donde habita por dos años en compañía de Teofrasto, otro gran amigo. Estando en ese lugar, se dedica al estudio de la zoología, y escribe parte de su obra titulada la Política. Durante ese mismo año, se casa con Pitias de Aso, sobrina de Hermias y concibieron una niña.

Años más tarde, su esposa muere, y el griego mantiene otra relación sentimental con una estagirita que se llamaba Herpilis. De este amorío nació un hijo varón y su nombre era Nicómaco, a este le dedicó su obra la Ética Nicomáquea. En el año 343 a. C, lo contrató el rey Filipo II de Macedonia, para ser el mentor de su hijo Alejandro Magno. Por ende, el maestro se traslada hacia la capital para impartirle clases al príncipe durante dos años.

Su muerte

Tras la muerte de Alejandro Magno, se generó un movimiento denominado antimacedonio. El cual, estaba dirigido por Demóstenes y convirtió a Macedonia en un sitio inseguro para sus habitantes. Esto fue tanto así, que Aristóteles decidió irse para la isla de Eubea, en Calsis, donde fallece en el 322 a. C. Algunas investigaciones indican que su fallecimiento ocurrió por una enfermedad que afectó los órganos digestivos.

Según informaciones recopiladas se determinó que el escritor cedió sus obras a su amigo Teofrasto. El cual, posteriormente las obsequio y así ocurrió repetidas veces, hasta que pudieron encontrarlas en el siglo XII. Por este motivo, muchas de sus famosas obras se perdieron con el paso del tiempo. Así como también, con el traslado de una mano a otra hasta que finalmente los árabes tomaron posesión de ellas.

Actualmente, todavía subsisten los pensamientos aristotélicos, y sus distintas influencias forman parte de los saberes. Además de ello, sus postulados representaron una gran relevancia en el desarrollo de las comunidades en la Edad Media. Es por ello, que diferentes teólogos destinaron sus postulados al cristianismo, ya que los orienta en la búsqueda de la verdad. Así como también, en los lazos de la esencia y lo físico de acuerdo a lo promovido por Santo Tomás de Aquino.

Un pensamiento en “Aristóteles: vida, obra, filosofía y política

  1. Hola, por favor revisar las fechas que se mencionan, no es posible que naciese el 348 a.c., que viajase a Aso en 347, que fuese a Macedonia con 5 años (el 343 a.c.) a instruir a Alejandro…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: